En los procesos de divorcio entre cónyuges con hijos en común es necesario plantearse cómo se pactará su guarda y custodia. Los abogados de divorcios en el centro de Madrid estamos acostumbrados a asesorar a nuestros clientes ante este tipo de cuestiones.

No todos los casos de divorcio son iguales. Por ello es necesario valorar las opciones válidas de entre las posibilidades que el marco jurídico actual nos da, acudiendo a un despacho de abogados de divorcios en el centro de Madrid. Mientras tanto, te detallamos los distintos tipos de guarda y custodia que pueden darse.

La custodia individual o exclusiva es la más frecuente en nuestro país. Consiste en otorgar la custodia a un solo progenitor, correspondiéndole a este el cuidado diario del menor. Asimismo, se establece un régimen de visitas para el progenitor no custodio. 

Por otra parte, la custodia compartida, generalmente se da de mutuo acuerdo entre los progenitores, quienes pueden pactar libremente los periodos de custodia y visitas que correspondan a cada uno. Del mismo modo, esta modalidad puede ser simultánea cuando ambos progenitores viven bajo el mismo sitio o en viviendas prácticamente aledañas; a tiempo parcial con o sin cambio de domicilio de los menores (son los progenitores los que cambian de domicilio en los periodos acordados); o sin tiempo igualitario cuando uno de los padres tiene la custodia durante más tiempo que el otro.

Existe la posibilidad de una guarda y custodia distributiva cuando hay dos hijos o más. Esto es que la custodia de uno o varios recaiga sobre un progenitor y, la del resto, en el otro.

Por último cabe la posibilidad de que la custodia se conceda a una tercera persona ajena al matrimonio, aunque es algo muy excepcional.

En cualquier caso, en Aboga & Media te asesoramos sobre qué tipo se adapta mejor a tu caso teniendo en cuenta el bienestar de tus hijos.